El hecho ocurrió en la Avenida Hipólito Irigoyen esquina Colón, cuando efectivos de la comisaría Primera de Quilmes fueron alertados de la maniobra realizada por dos hombres que habían cavado un pozo y ya se encontraban dentro del mismo. Los sospechosos dijeron ser empleados de la empresa Telefónica de Argentina pero no exhibieron ninguna identificación, ante lo cual los efectivos se comunicaron con directivos de Telefónica quienes negaron tener empleados realizando obras en el lugar.

Los efectivos detuvieron a dos hombres de 59 y 24 años y secuestraron dos teléfonos celulares, una camioneta Ford F100 y las herramientas que utilizaban: un pico, una pala ancha, un corta fierro.

Interviene en la causa caratulada como Tentativa de Robo, la UFI 7 de Quilmes a cargo de la Doctora Ximena Santoro.