Se hicieron las 3 AM en la capital misionera y el batero Monty Montes no llegaba. Fue entonces cuando Mosca, el indiscutido líder, pidio una mano: Sacha Horster (34) y Dani Espínola (30) fueron el sábado pasado el reemplazo del baterista de 2 Minutos, quien se hizo esperar y a último momento no apareció.

La banda de Valentín Alsina viene girando por Argentina y América festejando los 25 años de aquel debut discográfico y Misiones fue una fecha muy esperada, salvada por la buena onda de dos fans quienes no dudaron al pedido de Mosca de ir turnándose tras los parches ante la ausencia de un integrante de la banda a quien las malas lenguas señalan de haber perdido la noción del tiempo por haberse quedado “enredado en brazos de una misionera”.

“La gente no entendía nada, esperaban al batero de 2 Minutos y ahí estaba yo”, graficó Horster al portal El Territorio. Relató que tocó un par de temas y le pasó la posta a su coterráneo Espínola (baterista de Punto Muerto); que según indicaron “se conocía todos los temas”, como fan e intérprete de covers punk. Finalmente Sacha volvió a unirse en las últimas canciones, para terminar de darle el toque misionero a un show memorable.

“Toda la vida escuché a 2 Minutos. Incluso varias veces decía en chiste: ‘va a venir algún día la banda, va a pasar algo y voy a terminar tocando con ellos’. Uno no se da cuenta a veces del poder de expresar abiertamente un deseo”, reflexionó Sacha mientras confesó que recién dimensionó la gesta, una vez que bajó del escenario.

¿Quién no haría lo imposible para salvar un show de 2 Minutos?

Fuente: elterritorio.com.ar