Grindetti recorrió obras en Villa Caraza

El intendente de Lanús, Néstor Grindetti recorrió distintas obras de puesta en valor e infraestructura en Villa Caraza, que alcanzaron los pasajes Condié y Discépolo, la estación ferroviaria y el club Estrella, como parte de las permanentes tareas de recuperación de espacios públicos e instituciones sociales de la zona.

75

Durante su visita a ese sector de Lanús Oeste, el Jefe Comunal supervisó en detalle el avance de los trabajos, junto a funcionarios de las distintas áreas involucradas.

En el primer tramo de su actividad, Grindetti junto al secretario de Desarrollo Urbano, Carlos Ortiz supervisó los trabajos realizados en los pasajes Condie y Discépolo. Ambas obras abarcan desde la calle Farrell hasta Frías, e incluyen la reconstrucción de las veredas de hormigón peinado.

Para un adecuado escurrimiento se reparó el desagüe pluvial central con rejilla de hormigón para facilitar la limpieza, se colocaron rampas de discapacitados, bolardos de fundición para evitar el paso de vehículos y se reconstruyeron sumideros con la consecuente limpieza del conducto paralelo a las vías, sobre la calle Frías.

Ya en la Estación de Villa Caraza, se relevaron una serie de importantes obras para el lugar, principalmente la zona del entorno del antiguo sector de la terminal ferroviaria, que se encuentran en pleno avance.

Allí y en forma conjunta con la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops), se prevé la construcción de un amplio espacio verde de recreación y esparcimiento, con áreas de descanso y juegos para niños y una cancha de fútbol en un sector destinado a actividades deportivas.

Finalmente y en compañía de los titulares de las áreas de Desarrollo Humano y Deportes, Damián Sala y Gabriel Facal, se trasladó hacia la sede del club Estrella de Caraza donde llevó adelante una importante obra de recuperación de la sede social y deportiva.

En el tradicional espacio, se reconstruyeron a nuevo las paredes laterales y el techo y se colocaron importantes columnas. El proyecto permitió la preservación de la zona verde con una importante cantidad de árboles que ocupan la plaza, frente al club, ubicado en Olazábal y Murature.

Puntualmente en el caso del club Estrella de Caraza, la obra se inscribe como parte del compromiso asumido por el intendente Grindetti dentro del plan de recuperación de los clubes de barrio.